Jamón ibérico y dieta son compatibles

Jamón ibérico y dieta son compatibles

¿Dieta y jamón ibérico son compatibles para mantener la línea? La respuesta es sí. El jamón ibérico Blázquez es un alimento cardiosalusable por su gran contenido de vitaminas y minerales. Se acabó pasar hambre para cuidar nuestro cuerpo.

Cuando Septiembre va llegando a su fin, empezamos a darnos cuenta de que el verano se ha acabado y necesitamos ponernos a dieta para volver a la rutina. ¿Sabías que el consumo de jamón ibérico de forma regular puede aportar hasta un 45 % de la ingesta de hierro recomendada en los hombres, y un 23 % de la de las mujeres? ¿O que constituye una gran fuente de vitaminas B1, B2, B3 y B6 y de cinc?

Jamón con pan

Varios estudios han destacado sus propiedades saludables:

  • Vitamina E, un poderoso antioxidante.
  • Cinc, el cual, mejora la capacidad de atención, comprensión y retención. 
  • Minerales como el Selenio, muy ligado a procesos de antienvejecimiento.
  • Calcio necesario para la coagulación de la sangre, beneficioso para los huesos e imprescindible para la etapas de infancia, embarazo y lactancia.
  • Fóforo bueno para el fortalecimiento de nuestros huesos y dientes , mejora la digestión .
  • Ácido fólico. esencial para el buen funcionamiento del cerebro.
  • Ácido oléico. El hecho de que se alimenten exclusivamente con bellotas, un fruto seco con altas concentraciones de ácido oleico, hace que esta grasa sea no saturada. Esto se traduce en que el jamón ibérico de bellota aporta colesterol considerado bueno (HDL) por los especialistas en salud y nutrición.
  • Vitaminas B ayudan al proceso de la digestión a obtener la energía de los alimentos.

Al contrario de lo que se pueda pensar, es un manjar que solamente aporta 160 calorías aproximadamente por cada 100 gramos de producto, siendo un alimento bastante bueno para personas que siguen una dieta de adelgazamiento o que no quieren consumir demasiadas calorías. Como con todo, hay que cuidar el exceso.

Los beneficios del jamón ibérico en el Día Mundial de la Salud.

Además de ser uno de los manjares más reputados de la comida española, el jamón ibérico es un alimento sumamente saludable, como indican los múltiples estudios que se han llevado a cabo al respecto.

El jamón ibérico ayuda a disminuir los niveles de colesterol gracias a la gran cantidad de ácidos grasos mono insaturados que contiene. Entre ellos se encuentra el ácido oleico (típico de aceites vegetales como el de oliva o el de aguacate), que ejerce una acción beneficiosa en los vasos sanguíneos, reduciendo el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. De hecho, el catedrático Grande Covián, fundador y primer presidente de la Sociedad Española de Nutrición, solía decir que “el cerdo ibérico es como un olivo con patas”, en alusión a su alto contenido en ácido oleico.

Es también una excelente fuente de proteínas, minerales (el consumo de jamón ibérico puede proporcionar hasta un 45% de la cantidad diaria recomendada de hierro para los varones y un 23% para la población femenina) y vitaminas del complejo B, las cuales incrementan el metabolismo, ayudan a mantener la salud de la piel y el tono muscular, mejoran el funcionamiento del sistema inmunológico y del sistema nervioso, y promueven el crecimiento y la división celular.

Los cerdos de Jamones Blázquez, criados en libertad en las dehesas de Andalucía y Extremadura, proporcionan una gran cantidad de antioxidantes naturales gracias a su alimentación de bellotas, hierba y pastos naturales. Según Avelino Ortiz, Jefe de Medicina Interna del Hospital Universitario de Badajoz, el jamón más cardiovasculable es el de bellota, seguido del ibérico de cebo en extensividad (ibérico de cebo de campo) y por último el cebo en intensividad (ibérico de cebo), ya que estos últimos se crían en ausencia de actividad física y de consumo de hierba.

Como cualquier alimento de la dieta mediterránea, el jamón ibérico debe ser incluido en una dieta rica y variada. La recomendación de consumo de este alimento es de dos a tres raciones de 100 gramos semanales (100 gramos contienen 43 gramos de proteínas), sustituyendo otras carnes rojas con mayor contenido en grasa saturada.

¡Que aproveche!

 

Bienvenidos | Jamones Blázquez